3 recetas caseras para un cutis perfecto

Consejos para un cutis perfecto

Lograr un cutis que además de lucir bien en cuanto a su arreglo, esté saludable porque esto último es importante para luchar contra las huellas del transcurrir del tiempo es muy importante, porque el que esté en buenas condiciones permite lógicamente el mejor aprovechamiento de los cosméticos que solemos usar para lucirnos más.

Un cutis perfecto con 3 recetas básicas, naturales y sencillas que comprobarán por ustedes mismas que funcionan en la salud de la piel y en esa apariencia luminosa y saludable que quieren tener.

Evitar el cansancio y liberar de los signos de estrés a nuestro rostro es algo básico, que logramos fácilmente con la aplicación de una mascarilla natural para el cutis radiante, que elimina la tensión que causan esas indeseables líneas de expresión. Preparar una infusión de menta y con ella darle al rostro unas relajantes compresas durante media hora, cada dos noches será suficiente para que tu cutis se relaje y tu luzcas siempre descansada.

Quizá la forma más importante de ayudar al cutis es la exfoliación regular de la piel del rostro, porque con ella retiramos del cutis las células muertas y los restos de maquillaje que no logran retirar los desmaquillantes, el agua y el jabón, y esto se hace muy fácil, aplicando a la piel del cutis 1 vez por semana una mascarilla exfoliante, mezclando un poco de granola y agua caliente hasta tener la consistencia de una pasta que aplicas generosamente sobre el rostro húmedo, dejando actuar media hora, al cabo de dicho tiempo lavas con agua tibia, además de exfoliante es nutritiva.

Mantener el cutis hidratado evita las arrugas y en muchas ocasiones la falta de brillo natural que nos hace ver pálidas o apagadas, con una receta para hidratar el cutis en casa lograrás resultados sorprendentes. La combinación de un poco de pepino maduro, miel y yogur natural, te proveen de la suficiente humectación que no podrás quejarte de los problemas que la falta de humedad del cutis provoca, aplica 2 veces por semana antes de dormir sobre el rostro y deja actuar media hora, luego lava sin secar el rostro para que durante la noche cobre más resultados, cuando tu cutis obtenga además sus nutrientes.

Por Noemi

Comentarios

blog comments powered by Disqus